“Comicios 2018”: Abuso y Prostitución Electoral… “Veneno Que No Mata, Fortalece”… “Desmadre Social y Corrupción Gubernamental”…

“Comicios 2018”: Abuso y Prostitución Electoral

“Veneno Que No Mata, Fortalece”

“Desmadre Social y Corrupción Gubernamental”

Por: Federico Lagarda Ibarra

     Federico Lagarda Ibarra y              Raúl A. Silva Vela (derecha)

El Objetivo Regional.- Con el arranque del presente proceso electoral, no tardan en “brotar” (como plaga mierdera) los candidatos bandidos y mediocres, así como la “insultante” danza de los “millones de pesos” utilizados en las nefastas y repudiadas campañas proselitistasAl igual que los golpes bajos y “ciberataques” contra los “aspirantes” mejor posicionados en el ánimo de la gente y por “ende” con mayores probabilidades de triunfoComo es el caso del alcalde de Navojoa, doctor Raúl A. Silva Vela, mismo que provoca espasmos mentales y “harto miedo”, entre sus adversarios políticos, con el sólo hecho de que su nombre pudiera aparecer en alguna boleta electoral del próximo añoAl grado que “lomo” le está haciendo falta al “entenado de Hipócrates” para aguantar la “andanada” de garrotazos mediáticos (perfectamente orquestados) y cibernéticos por parte de quienes, rabiosa y perversamente, buscan distraerlo y desanimarloPudiéndose aplicar (aquí) la frase que reza: “veneno que no mata, fortalece”

Lo que nos lleva a concluir que: las elecciones (comicios) del 2018, serán las más “prostituidas” y abusivas de nuestra historia: con “campañas negras” a su máxima expresión, compra de votos y conciencias a cambio de despensas y dinero en efectivo, ofensivo derroche de recursos públicos, inequidad, medidas “intimidatorias” por parte de la policía (de todos los niveles), que se rebasaron los topes de “gastos de campaña”, autoridades parciales y vendidas, entre otras irregularidades y “corruptocracias”Volviendo, igualmente, al viejo “escenario” de una democracia “sin valores”, donde lastimosamente se observará (de nueva cuenta) peregrinar a mucha gente de la clase proletaria (baja) y media, en busca de los distintos bienes materiales: un “sueldito diario”, despensas, láminas, entre otros satisfactores, que les permitan resolver sus problemas ancestrales básicos inmediatos (de momento), importándoles muy poco su dignidad, respeto e ideología, las cuales seguirán entregando a cambio de dádivas (sobornos), lo que para este columnista se puede considerar como un verdadero “problema sociológico”De veras que, siempre será vergonzoso “mirar” a bastantes muchachos (para nada convencidos) buscando a los diversos candidatos, no por sus propuestas o por sus ideales, sino más bien para ver cuanta (lana) podrán “sacarles”, importándoles “madre” vender su alma y su votoPortando un día una camiseta roja y al siguiente una azul o morenaDefinitivamente, no hay valores: “qué tanto me ofreces tú, pues el otro candidato me da más, así que mejora su oferta o me voy con él”, negociará la “perrada”Lo cual será aprovechado por la nefasta “partidocracia” (partidos políticos), abusando de la pobreza de esos electores corrompidos, cual viles mercenarios o traficantes de la miseriaAunque, hay que reconocer que esta degradante situación es y seguirá siendo un “mal nacional” (práctica generalizada) que se “da” por cuestión sociológica, por el fenómeno de la inequidad social, por la falta de empleo, desesperación y pobrezaCondiciones (vuelvo a repetir) que serán aprovechadas por los “méndigos” partidos políticos, para llevar agua a su molino

En otras cosas Antes me identificaba con la siguiente reflexión: “la soledad es un buen lugar para visitar pero nunca para quedarse”Sin embargo, ante tanta corrupción, terrorismo e inseguridad, ahora cavilo: ¿Acaso el aislamiento llegará a ser el estado ideal del hombre?Después de la “jotería” anterior, entremos en materia: ya son varios los lectores de “El Objetivo Regional”, que nos siguen comentando acerca de su miedo y al mismo tiempo cuestionando sobre qué hacer ante tanto “desmadre social y corrupción gubernamental”, que no tiene para cuando acabarTratando de responderles de una manera por demás sencilla pero responsable: todos o casi todos somos copartícipes de lo que está ocurriendo, iniciando con algunos “dizque” periodistas, quienes por unos pesos se vuelven “porristas” y cómplices de los gobernantes en turno, tapándoles sus leperadas pero magnificando sus babosadasSiguiendo con la sociedad “agachona”, que en lo principal (toral) no ha vuelto a despertar o a levantar la cabeza, como lo hizo a principios del siglo pasado con la (inevitable y necesaria) “revolución mexicana”Amén, que por ninguna parte se observa a líder alguno con espolones de auténtico gallo fino, ni a político honesto con los “tamaños” o moral suficiente para “tan siquiera” tratar de cambiar las cosas, toda vez que la “clase política”, nunca de los nuncas aceptará perder ningún privilegioPor lo que, a corto y mediano plazo, lo más recomendable (aunque no se acepte y duela) es aprender a vivir con miedo y precaución, pues (al parecer) la corrupción, el terror, la violencia y la inseguridad llegaron para quedarseAún y con los programitas “balines y mamones” implementados por las autoridades de los 3 niveles de gobierno

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *