Periodistas contra “Troles”… Excesos y Censura… “Sicarios del Internet”: Gallinas Homosexualoides… Por: Federico Lagarda Ibarra.

Periodistas contra “Troles”… Excesos y Censura

“Sicarios del Internet”: Gallinas Homosexualoides

El SOL…                                                   

Por: Federico Lagarda Ibarra

El Objetivo Regional.- ¿Llegará el día en que se ponga freno o se “regulen” las bestiales y difamantes “agresiones cibernéticas”? ¿Acaso son preferibles los excesos cometidos en el internet a la propia censura? ¿Se incrementarán los “ciberataques” o campañas negras en la (ya) próxima contienda electoral?, son los grandes “dilemas” que continúan acongojando a la “perrada”, donde lo más reprochable y condenable del asunto es que se siga utilizando el anonimato de las “redes sociales” como un instrumento de “gallinas homosexualoides” (que no dan la cara) para golpear, de manera impune, la integridad y reputación de cualquier persona (que se tenga en la mira)…

Y a decir verdad, ya ni nosotros, que ejercemos este (prostituido) oficio del periodismo, nos salvamos de los “sicarios del internet” o también llamados: “troles”, los cuales de manera cobarde, anónima o utilizando algún seudónimo (sobrenombre o alias), te tildan de vendido y corrupto cuando llegas a publicar (objetivamente) el buen desempeño de “equis” funcionario Igualmente, si criticas el mal trabajo de quien les paga, luego te “acuchillan” descalificándote y acusándote de “centavero” (que lo único que busca es el dinero) o de extorsionador, entre otros calificativos y ofensas que siembran la duda y cuyo objetivo principal es el de confundir y diluir la denuncia pública (periodística) dirigida hacia sus amos, enfrentando y desanimando a los inocentes lectores

Abundando un poco sobre los “ataques cibernéticos”Recordemos: sólo basta con que alguien quiera hacerte daño, “subiendo a la red” un “video” o comentario humillante (tuyo) o una “foto” inadecuada, trucada (manipulada) o fuera de contexto, para destrozar tu buen nombre construido a través de los años, escudándose incorrecta y dolosamente en el principio de la libertad de expresiónNada más absurdo e incongruente que lo anterior, pues todas las “libertades” tienen la “condición” de “no afectar a terceros”Quedando claro que, usar el internet para causar daño, es propio de delincuentes de la “Web” (psicópatas), los cuales deben de ser perseguidos, detenidos y encarcelados por la policía cibernética, exhibiéndolos de igual manera en la “red”, así como ellos lo hicieron (abusivamente) con sus víctimas

Lo que irremediablemente nos lleva a “replantear” lo que “algunos” afirman, en el sentido de que: “son preferibles los excesos cometidos en el internet a la propia censura”Sin embargo, depende a qué excesos se refieran, ya que inmediatamente se nota que a “ellos” nunca los han difamado o calumniado con cobardes y criminales “fotomontajes”De ahí nuestra insistencia de que las autoridades de los 3 niveles de gobierno, así como las ONG y sociedad en general, se muevan (necesariamente) en ese sentido, actuando (y legislando) en forma coordinada y programática, para evitar que este “desmadre cibernético” siga creciendoReiterando que no estamos en contra de los avances tecnológicos, ni del internet y mucho menos de su adecuado uso, sino más bien, repudiamos el abuso irracional y criminal de los mismos, que favorece a intereses muy particulares pero que perjudica a la sociedad en su conjuntoConcluyendo: lo reprochable y condenable del asunto es que se utilice el anonimato de las “redes sociales” como un instrumento de cobardes (que no dan la cara), donde de manera impune se puede hacer pedazos la dignidad y reputación de cualquier persona, escudándose incorrecta y dolosamente en el principio de la libertad de expresiónO ¿Acaso son preferibles los excesos cometidos en el internet a la propia censura?

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *